lunes, 3 de septiembre de 2012

In a hole in the ground there lived a hobbit

Tal día como hoy (como hoy 2 de septiembre, que todavía no me he ido a dormir), hace 39 años, moría J. R. R. Tolkien en Inglaterra. Empezar una entrada con fotos del pueblo con En un agujero en el suelo vivía un hobbit me parecía justicia poética.

Se van acabando los días de verano, qué sensación más agridulce...

Me encanta esta fotuca, vaya ojazos.

Siesta con gato con la Vuelta de fondo. No hay siesta que supere a esta.

Mecachis, y yo sin mi cohete para ir a Muñana. Por cierto, la carretera que sale a la derecha va a dar a la finca de la Cospedal...

¡Han vuelto! ¡Los chivos de cola enhiesta han vuelto!

Esta se la dedico a Aditu, con mucho cariño ^^ El bicho se me quedó mirando con esos ojos que dan tan mal rollo y me acordé de aquellas dos cabras del zoo de Madrid... Dime que recuerdas del número de la cabra, Adi xD

Pasaba yo por aquí corriendo cuando vi las palomas okupando el nido de las cigüeñas y me paré a hacer una foto. Un momento después me fijé en una niña que estaba... errr, ¿jugando? en el parquecito que rodea la ermita. Llevaba la cabeza envuelta en un jersey e iba dando con un palo finito en el suelo. Pensando que no me veía, me quedé mirándola con cara de WTF... hasta que me dijo: "¡Hola!". Entre la cabra del mal yuyu y la niña rara me recordaron la peli de El laberinto del fauno, qué buen rollito...

En una de esas colinas del fondo fue donde vi la estampida de caballos el otro día.

Me lesioné las dos piernas (sí, otra vez T_T) a mitad de camino, ¿dónde están mis automails?

Como me pillaba la huerta de camino, aproveché para descansar un poquito y... ¡Un calabacín gigante apareció! ¡Utilizó esteroides! ¡Es súper efectivo!

Mis señores padres y mis señores tíos andaban recogiendo tomates, zanahorias, pimientos, calabacines, ciruelas y patatas. Esa patata deforme me recordó la mandrágona de... sí, El laberinto del fauno. Así sueño las cosas que sueño.

Esta foto me gusta mucho, el rayo de sol lo hace todo =)

Aunque el paisaje no desmerece.

Quizá en pequeñito no se aprecie bien, pero el contraste de colores en esta foto es brutal. El azul del cielo, el azul de la montaña, el dorado de los campos, el marrón de la tierra...

El pueblo, visto desde el camino del campo.

La luna azul. Se denomina "luna azul" a la segunda luna llena ocurrida durante un mismo mes del calendario gregoriano (el usado habitualmente en Occidente), lo que sucede aproximadamente cada tres años (fuente: Wikipedia). Espero que la disfrutarais, hasta julio de 2015 no vamos a ver otra. Mi señora madre y yo nos dimos un paseo de madrugada. Parecía casi de día, apenas se veían las estrellas.

La vida gatuna es la vida mejor.

Se percibe claramente en la mirada lo que está pensando: "Hala, ya está otra vez la tonta esta de las fotos jodiéndome la siesta".

Tengo un gato emo xD

Es más achuchable... >_<

Mira cómo se revuelca en el suelo, como los cerditos. Más mono... Luego sube a casa y se me tumba encima. Para compartir piojos, compartido sabe mejor.

Definitivamente, el próximo paso es llevarme unos mojitos a la piscina.

Y al salir de los vestuarios... wow...

Otro contraste de colores precioso.

Como buena Supervisora de Nubes... creo que estas son unas cumulus fractus. 

Qué pasada...

Me estaba helando de frío, con el pelo empapándome la ropa pero, jolín, qué bonito (pinchad en la foto para verla más grande).

El arca de las nueces. Estas también son de la vega. Me gustan sobre todo cuando están tiernas, mientras están todavía blanquitas antes de coger ese amarillo tostado característico, pero no hay quien las pele sin que se le queden las manos negras.

Los perros del maíz xD Esta perrita, Luna, llegó andando por mitad de la calle mientras cogía la bici, apoyó las dos patas delanteras en mi cadera y ahí se quedó como dos minutos sin moverse. Luego dicen que los gatos son raros...

Bueno, un poco sí. Me tuve que ver una película enterita con Goku pegado a los morros. Espero que él al menos estuviera cómodo... Después de ver el capítulo más sangriento de True Blood y Los mercenarios 2 el otro día, no se me ocurre otra peli que ver que The Cabin in the Woods. Y encima hoy lo completo con Abraham Lincoln: Cazador de vampiros. Ya no estoy insensibilizada con la sangre, estoy un paso más allá. Por cierto, Abraham Lincoln: Cazador de vampiros está mal. Lincoln nunca fue cazavampiros, es un error histórico.

¿"Sin dolor no hay recomensa"? Pues como se me junte la recompensa por mis dolores con mis puntos de karma, en mi próxima vida lo voy a petar xD Weee, Santiago, ¡allá vamos!

Partir del pueblo siempre le encoge el corazón a uno...

Y esta de propina xD

2 comentarios:

  1. Jajaja me he reído mucho con esta entrada, me ha gustado mucho :) me ha gustado mucho el gato emo. Me han gustado las patatas (o lo que sean). No es que tú veas cosas raras en las patatas... Es que acojinaban a cualquiera xD las fotos del pueblo son muy bonitas, y me ha gustado la que le has echado desde lejos al propio pueblo. Y lo de las cabras de cola enhiesta que han regresado... Hombre, está claro por qué: como le han dado el premio al mejor jugador a su tocayo, han venido a celebrarlo... :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, sabía que mis gracias sin gracia te tenían que gustar al menos a ti xD Lo que dices de las cabras es más o menos lo que dice todo el mundo en mi pueblo cada vez que pronuncias la palabra "enhiesta". Nadie sabrá lo que significa, pero coñas tenemos para todos xD

      Eliminar