martes, 2 de octubre de 2012

Wake me up when September ends

Nunca sabes lo útil que te va a resultar una marioneta de un triceratops de peluche hasta que la necesitas. Si alguien me hubiera dicho el empleo que le iba a dar cuando me la compré en el MUJA, allá por julio... Se llama Sam, por cierto, y ya tiene una terrible legión de fans.

Hoy he pillado a una niña en el cole dando botes de alegría porque le he tocado como profe. Se ha puesto colorada cuando me ha visto y le he dicho que buena cosa era esa para que me subiera el ego, pero la verdad es que me ha dado un poquito de mal rollo. Qué grillados están mis nenes =') Qué curso más largo va a ser este...

Y siguiendo con el ciclo de rendezvous de estos días...
Se os echa mucho de menos, periodistas en paro masterizados ='(

No hay comentarios:

Publicar un comentario